En Vivo >>

La postura sexual definitiva para hacer un trío ¡Intentálo!

 

 

 

 

 

 

LA POSTURA DE LOS TRES REYES MAGOS

La idea básica es que las tres personas se coloquen una detrás de otra y se penetren desde atrás. Quien esté delante no penetrará a nadie, pero puede masturbarse mientras tanto. Si son mujeres las implicadas, pueden elegir si ser penetradas anal o vaginalmente. Si se encuentran en el medio o detrás, pueden usar un dildo con cinturón para tener sexo con la siguiente persona.

Puede parecer un poco complicado, pero poco a poco se puede conseguir. Primero la persona de en medio penetra a la que estará delante del "trenecito". Después se colocarán ambas con cuidado para permitir la penetración de la tercera persona en el o la del medio, sin que perdamos la postura inicial. Después viene lo dificil: hay que moverse a un ritmo acompasado, pero es casi más fácil ir poco a poco probando hasta que los o las tres encuentren la manera de ir a la vez. Quizá unos vayan más deprisa que otros, por ejemplo, quien esté más atrás puede ir con un ritmo más rápido, pero el de en medio no. En definitiva, las tres personas implicadas estarán una detrás de otra, como los Tres Reyes Magos, algo que puede sonar grotesco para quienes respeten mucho la Navidad y las historias de la religión, pero que es muy divertido y placentero si te gusta mantener relaciones sexuales en trío.

 

¿CÓMO ELEGIMOS LAS POSICIONES?

Clásicamente, si nos ceñimos a la idea clásica de "hombre penetra a mujer u hombre penetra a hombre", esta postura estaría pensada para tener sexo dos hombres y una mujer, o tres hombres. Sin embargo, debemos tener imaginación y que la mujer también penetre a los hombres, porque la cuestión es estimular los puntos de placer y no marcarse en roles sexuales.

Si nos ponemos prácticos, realmente, esta postura es más sencilla si en medio se encuentra un hombre, para que el cinturón no dificulte la fluidez de la segunda penetración. O ¡claro! Igual no tenemos dildos, ni cinturones, ni nada, entonces sí que podemos aprovechar la anatomía para que sean las personas con pene quienes se coloquen detrás, y si hay alguna persona sin él, se coloque delante.

En cambio, si tenemos la posibilidad y el deseo, el criterio para colocarnos debe ser según qué nos apetece más a cada uno y/o cada una. Por ejemplo, estar el primero o primera tiene la ventaja de que te puedes masturbar, y sientes el movimiento doble de las dos personas que tienes detrás. La persona de en medio puede sentir la piel de los otros u otras dos, y si tiene pene pues su estimulación es por dos vías simultáneas. Quien se coloque atrás del todo tiene la posición más visual. También depende de nuestro sentido del tacto: ¿a quién me apetece tener más delante para sentir sus nalgas o acariciar su cuerpo? ¿Qué tipo de anatomía quiero sentir en mi espalda? ¿Unos pechos? ¿El torso de uno? ¿El de otro?

Fuente: Bekia

 

acerca del autor

Noticia Anterior Los beneficios de la masturbación
Noticia Siguiente ¿Querés subirle la potencia al deseo sexual?

comentarios